¡Protesto!

Siempre lo digo, hay que tener mucha precaución a la hora de reservar un billete de avión, y no lo digo yo solo, lo dicen los expertos como la Asociación Facua-Consumidores en Acción, quienes han denunciado ante el Instituto Nacional del Consumo a varias compañías aéreas entre las que se encuentran Iberia, Air Europa, EasyJet, Ryanair, Spanair y Vueling.

El motivo de estas denuncias es haber incurrido en lo que denominan como cláusulas abusivas, dado que cobran a los clientes que deseen tan solo recibir información o reclamar algún tipo de irregularidad en los pasajes adquiridos. Según esta asociación, las citadas aerolíneas obligan a los clientes a llamar a teléfonos con prefijo 807, que poseen una tarificación “especial” que reporta a las compañías aéreas otras fuentes de ingresos por ofrecer servicios que incluye el precio del billete, algo realmente incomprensible.

Para que después los malpensados piensen que cometen errores adrede para ganar más dinero que con el billete de avión haciendo llamadas a su servicio telefónico… ¿no creéis? En estos casos el viajero paga entre 0.41 y 1.51 euros por minuto, sin contar establecimiento de llamada, dependiendo de la compañía con la que va a realizar el vuelo y si llama desde un teléfono fijo o móvil.

Desde FACUA se advierte que el cobro por consultas o hacer algún tipo de reclamación es limitar los derechos de los usuarios que se otorgan cuando el cliente compra un pasaje de avión y que las compañías no deberían usar un teléfono de tarificación especial para realizar cualquier tipo de consulta o cancelación

Tened mucho cuidado a la hora de adquirir un billete y aseguraos de que os facilitan toda la información necesaria en caso de cancelación o dudas sobre cualquier otra cosa. Es ilegal que os cobren por esto.

Neon

Escrito por | 20 de mayo de 2009 con 1 comentario.
Lee más artículos sobre Sin categoría

Random Posts