No viajes con libros en el bolso, viaja con un libro bolso

Desde esta página, intentamos siempre mantenerte informado acerca de las últimas publicaciones en lo que a Guías de Viajes se refiere. También alentamos la compra de un buen libro como excelente compañero de viaje, hemos dado noticia de libros olvidados en los hoteles, te contamos acerca del croosbooking, facilitamos una nómina de novelas de viajes, hablamos de bibliotecas… pero la novedad de hoy es el libro convertido en bolso, así como lo lees.

Caitlin Phillips, artista estadounidense de 29 años, conjugó su pasión por la literatura con las manualidades convirtiendo sus libros favoritos en bolsos.  Cuando trabajaba en una tienda de libros usados, y viendo cómo se arrojaban muchos textos a la basura, concibió la idea de convertirlos en un objeto de uso cotidiano; utiliza todo tipo de obras a condición que tengan tapas de cartón y los vacía de contenido sin remordimientos al considerar que las palabras “siguen estando allí”.

El más solicitado es ‘Orgullo y prejuicio’ y, si bien atiende a pedidos particulares, la artesana se impone ciertos límites y es reticente a cortar El Corán y La Biblia a menos que fuera en recuerdo de una persona querida. Otro texto que jamás convertiría en bolso es ‘Farenheit 451’ porque resultaría irónico y paradojal destruir un libro que habla sobre la destrucción de libros.

Cada año Caitlin Phillips vende unos 600 de estos ‘libros-bolsos’, a un precio que oscila entre 150 y 200 dólares cada uno, fundamentalmente a través de internet.

Y tú, ya sabes, si te fastidia ir poniendo y sacando tus guías de viaje dentro del bolso, ahórrate el trámite y ¡hazte uno con ellas!

Vía: Entretenimiento 

Escrito por | 16 de mayo de 2009 con 1 comentario.
Etiquetas: , ,
Lee más artículos sobre General

Artículos relacionados

Comentarios

  1. Un hotel de La Florida ofrece gratuitamente libros electrónicos - Las Escapadas - 17 de julio de 2009 | 17:14

    [...]  Resulta muy fácil usar Ereaders por cuanto permite dejar los libros en casa y aliviar el equipaje sin tener que abandonar por eso, nuestro hábito de leer. [...]

Deja una respuesta