El síndrome de la clase turista crece en los vuelos

Con los cambios comerciales en la aviación surgen los problemas médicos. Al menos eso es lo que ha saltado de un estudio que publicó la revista médica The Lancet hace unos días.

De acuerdo al informe, se ha percibido un incremento en la frecuencia de problemas médicos relacionados con el llamado “síndrome de la clase turista”, un mal que afecta a las personas que viajan en avión durante varias horas.

Con la llegada de nuevos aviones y las largas horas que algunos pasajeros pasan en los vuelos estos casos médicos se han incrementado, especialmente en quienes padecen dolencias previas. Por lo general, se trata de personas con problemas cardiacos, pulmonares y vasculares, cuyas dolencias se ven agravadas durante los vuelos debido a la reducción del oxígeno que produce la presurización de la cabina.

Estos resultados surgieron de un seguimiento realizado a pasajeros que sufrían de obstrucción pulmonar crónica y se confirmó que un 18 por ciento de ellos presentaban síntomas de dificultad respiratoria. Las dificultades también se presentan para quienes han sido sometidos a una operación quirúrgica y es por eso que se recomienda no viajar en avión hasta pasados al menos 14 días desde la intervención. De acuerdo al informe el riesgo de tromboembolia pulmonar se multiplica por cuatro cuando el vuelo dura más de ocho horas, sobre todo para quienes viajan sentados en un asiento que no da al pasillo ya que se mueven menos.

Vía: Soitu

Escrito por | 25 de febrero de 2009 con 35 comentarios.
Lee más artículos sobre Sin categoría

Random Posts