Andorra la Vella

Otro viaje más en nuestro afán de conocer mundo. En esta ocasión no me voy a ir a todos esos paraísos de ensueño a los que tengo acostumbrado a más de un@, sino a un país realmente pequeño pero con un encanto y belleza natural incomparable. Nos vamos a Andorra la Vella.

Un enclave natural privilegiado, rodeado de montañas que sorprenden a todos los visitantes por su belleza. Un lugar elegido por muchos para practicar deportes de aventura, para pasar un fin de semana o para ir de compras gracias a su buena condición fiscal.

Vista de la ciudad

Cuenta con modernas instalaciones para la práctica del esquí, museos, centros deportivos, increíbles rutas para practicar senderismo o bicicleta de montaña, excelentes infraestructuras hoteleras y una variada y deliciosa gastronomía influenciada por las cocinas francesa y española.

Para acceder al país es necesaria la presentación del pasaporte si no se es ciudadano europeo, en este caso sólo tendrá que presentar el documento nacional de identidad. El clima es seco y frío aunque no en exceso. La moneda en curso es el Euro y el idioma oficial es el catalán aunque la mayoría de habitantes dominan también el español y el francés.

Aunque ya no es realmente un paraíso para las compras, aún cuenta con muchas ventajas para adquirir cualquier producto gracias a la exención de tasas en sus artículos. Aquí podrá encontrar más de 4000 establecimientos donde elegir entre un interminable listado de productos y precios. Además las tiendas andorranas cuentan con una reconocida reputación en cuanto a comodidad, atención y la aceptación de diferentes tipos de moneda. El horario comercial va de 9 a 19h o incluso hasta las 21h en algunos lugares durante todos los días de la semana.

Una de las zonas comerciales

Algunos de los lugares que no debe dejar de ver si tiene la suerte de visitar Andorra la Vella son la Iglesia Parroquial del Sant Esteve, construida en el siglo XII de origen románico y que conserva intactos los muros exteriores y determinadas zonas de su interior. El Barrio Antiguo que está formado por casas de dos o tres plantas y con balcones de madera o hierro que dan un aire bohemio a la zona. Y la Plaza Guillemó, rodeada de soportales rústicos con una fuente en su centro. Este es lugar donde se concentra gran parte de la población para salir por la noche.

Si tiene la oportunidad de poder viajar por Europa y va a visitar España o Francia, no se olvide de pasar por este precioso enclave que seguro le satisfará en todos los sentidos.

Escrito por | 30 de diciembre de 2007 con 1 comentario.
Etiquetas: , , ,
Lee más artículos sobre Europa y Guias de Viajes

Artículos relacionados

Comentarios

  1. René - 26 de agosto de 2010 | 4:38

    Me parece un excelente lugar, yo vivo en mexico, cres salga muy caro viajar hasta haya? si tienes un estimado mejor! Gracias.

Deja una respuesta